La Junta destaca que se han hecho test del coronavirus en el 80 por ciento de los centros del 112

El consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo, ha asegurado este jueves que se han realizado de manera voluntaria test de detección del COVID-19 en el 80 por ciento de los centros del 112 y se prevé que en breve esta cifra alcance el cien por cien.

El consejero de la Presidencia, Administración Pública e Interior, Elías Bendodo, ha asegurado este jueves que se han realizado de manera voluntaria test de detección del COVID-19 en el 80 por ciento de los centros del 112 y se prevé que en breve esta cifra alcance el cien por cien.

Según ha detallado en comisión parlamentaria, estos test de detección se ofrecen a todo el personal que desarrolle su trabajo en un centro de coordinación de emergencias, al personal propio de la administración y al personal de empresas externas como son el servicio de operaciones, sistemas, limpieza, mantenimiento y seguridad.

El consejero, que ha agradecido la labor de los profesionales del 112 durante la crisis sanitaria, ha señalado que la prevención "va en el ADN de Emergencias 112 Andalucía". En este sentido, ha desglosado las medidas de seguridad que se han aplicado durante los últimos meses y que siguen vigentes a día de hoy:

Se elaboró un plan de contingencia ante enfermedades contagiosas en los centros de coordinación de emergencias 112 Andalucía, en el que se recogen todas las medidas preventivas a tomar en nuestros los mismos. Este plan ha sido objeto de varias revisiones en función de los procedimientos de actuación frente a la exposición del coronavirus publicados por el Ministerio. Dicho plan de contingencia se publicó el 16 de marzo de 2020 y se dio a conocer a toda la plantilla, así como las revisiones posteriores.

Se reforzó el servicio de limpieza para que toda persona tuviera su puesto de trabajo desinfectado antes de comenzar su turno de trabajo (en las salas de operaciones, departamento de informática y personal de seguridad hay tres turnos de trabajo al día). Todos los turnos de limpieza están incrementados, estableciendo un programa de limpieza diaria (incluyendo fines de semana y festivos) con desinfección de las superficies de trabajo en cada turno de trabajo. Así mismo se dispone en sala del material necesario para higienizar los puestos por si algún trabajador quisiera disponer de él.

La unidad NBQR (riesgos nucleares, biológicos, químicos y radiológicos), del Grupo de Intervenciones tecnológicas y medioambientales del Regimiento de Apoyo e Intervención en Emergencias de la Unidad Militar de Emergencias, ha visitado varios de nuestros centros y tras ser testigo de las tareas de limpieza que se realizan, nos comunicaron que éstas eran las correctas y no procedía el refuerzo de las mismas por parte de su Unidad. Únicamente actuaron tras el único positivo en uno de los centros para tranquilidad de la plantilla.

Para disminuir la afluencia del personal a los centros, toda persona que pudiera realizar su trabajo en la modalidad de teletrabajo lo ha hecho.Desde un primer momento se anularon las visitas, las actividades de formación y se restringió el acceso a nuestras salas de operaciones.

Se han previsto salas de contingencia en los 10 centros de coordinación de emergencias para que ante cualquier situación sobrevenida la actividad del servicio no se vea afectada y preservar así a la plantilla ante un posible contagio. En los centros con más plantilla por turno, como son los dos centros regionales y los centros provinciales de Sevilla y Málaga se han desdoblado las salas de operaciones para el trabajo diario.

Asimismo, hay establecidos itinerarios de entrada y salida a las dependencias de los centros para evitar coincidir en zonas comunes. En los centros en los que por su tamaño esto no es posible, se facilitaron mascarillas para su uso en los desplazamientos dentro del centro. A día de hoy el uso de mascarilla en las zonas comunes es obligatorio.

Pese a disponer en las salas de gel hidroalcohólico, se ha aumentado el tiempo de las pausas reglamentarias de descanso visual para el personal de las salas de operaciones, para que puedan reforzar la higiene de manos mediante limpieza con agua y jabón cada vez que se ausenten de su puesto de trabajo.

En cuanto al aporte de mascarillas y guantes al personal, a pesar de no ser obligatorios en un primero momento al guardarse las distancias de seguridad, se han repartido por parte de la Administración y a raíz de la obligatoriedad del uso de mascarilla en nuestra comunidad, la empresa adjudicataria del servicio ha realizado un reparto de las mismas.

Con respecto a posibles denuncias por incumplir los protocolos de seguridad, Bendodo ha asegurado que ni la Administración ni la empresa adjudicataria del servicio de operaciones ha recibido denuncia, si bien hay tres centros en los que la Inspección de Trabajo ha realizado visita de inspección y ha solicitado documentación, peticiones que se han atendido en tiempo y forma.